Los geles exfoliantes de Flor de Mayo gracias a sus finas partículas de sílice, mineral de  origen natural, eliminan las células muertas y suavizan  la superficie de la piel respetando su equilibrio natural de hidratación. Mejora la apariencia de la piel dejándola más suave y uniforme.

Su estimulante aroma aporta un toque sublime a tu ritual de aseo personal.
Aplicar durante el baño con unos suaves masajes en la zona de interés y en piel húmeda.